Accidente de tráfico conductor novel: todo lo que debes tener en cuenta

Compartir este post

Si tienes un accidente de tráfico como conductor novel debes tener muy claro que las aseguradoras van a mirar con lupa si el siniestro es culpa tuya.

La razón es sencilla: se supone que eres un conductor sin experiencia.

No hablamos sólo del clásico ejemplo del hijo o hija que se saca el carnet y tiene la mala suerte de sufrir un accidente con el coche de los padres.

Puedes ser un conductor novato que se estrena conduciendo su propio coche o moto.

Y también puedes ser un conductor que se saca el carnet con 30, 40 años o más.

Conductora novel
Conductora novel

Este es el punto de partida:

➡️Si acabas de sacarte el carnet, mucho cuidado al volante y extrema las medidas de precaución.

➡️Si tienes la mala suerte de verte involucrado en un siniestro, seas culpable o no vas a necesitar ayuda legal.

El motivo es claro: la aseguradora de turno va a ir contra ti utilizando tu falta de experiencia para intentar responsabilizarte del siniestro

En Demanda tu Lesión sabemos cómo defenderte si eres un conductor novel y tienes un accidente de circulación y podemos ayudarte.

Todo lo que debes tener en cuenta si tienes un accidente como conductor novel: los límites

Si eres un conductor novel es porque llevas con tu carnet de conducir menos de un año.

Si nos vamos al Reglamento de Circulación podemos ver que se establecen unas limitaciones para todo conductor novel.

Indemnización por accidente de tráfico como pasajero
Indemnización por accidente de tráfico como conductor novel

El motivo es claro: se trata de proteger la seguridad del tráfico tanto contigo, que acabas de empezar a conducir, como con los demás usuarios de la circulación.

Ten en cuenta siempre estas limitaciones:

➯La obligación de llevar la “L” en tu vehículo, bien visible en el cristal trasero (no llevarla es infracción leve con multa de 100euros).

➯Limitación en la tasa de alcoholemia, que para un conductor novel queda reducida a 0,15 mg por litro de aire expirado o 0,30 gramos de alcohol en sangre.

Importante: este límite se te aplica durante los dos primeros años que tengas en vigor tu carnet de conducir, no sólo durante el año que eres oficialmente “novel”.

Límite en tus puntos del carnet, que son 8 en lugar de los 12 que tienen los demás conductores (a partir del segundo año pasas a tener 12 si no tienes infracciones ni multas).

Accidente como conductor novel: seguros y aseguradoras

El seguro obligatorio que todo conductor necesita para poder circular cobra especial importancia si eres conductor novel.

Cualquier compañía de seguros va a valorar tu edad y los años de experiencia al volante a la hora de calcular la prima del seguro, y como imaginarás, en tu caso el precio de esa prima es más alto e incluso el doble que para un conductor normal.

El motivo es obvio: tu falta de experiencia y el mayor riesgo que supone para la aseguradora cubrir a un conductor que tienes más posibilidades de sufrir un accidente.

Lo habitual es que una compañía te considere novel a efectos del cálculo de la prima cuando tienes menos de dos años de antigüedad (y algunas suben hasta los 5 años de experiencia). 

¿Qué debes tener en cuenta al contratar un seguro como conductor novel?

Es posible que estés pensando que lo mejor es contratar un seguro a terceros, al ser el más económico.

Tienes también la opción del seguro a todo riesgo, que para conductores noveles te va a salir muy caro.

Una solución intermedia es el seguro a todo riesgo con franquicia, que tendrá un precio intermedio, pero tienes más cobertura siendo principiante al volante.

En el importe de la prima las aseguradoras también valoran si eres el conductor habitual del vehículo a asegurar o eres conductor ocasional.

La segunda opción es más económica y suele ser la habitual en el caso de los hijos que van a coger esporádicamente el vehículo de sus padres.

¿Qué pasa cuando eres la víctima de un accidente como conductor novel?

La culpa es el punto de partida de cualquier reclamación de indemnización por un accidente de tráfico, y sólo puedes reclamar cuando no tienes la culpa exclusiva del siniestro.

Como puedes imaginar siempre hay siniestros dudosos donde puede discutirse la culpa por el otro conductor, como los accidentes en una rotonda o las colisiones múltiples.

Si además eres un conductor novel, prepárate porque la tendencia de las compañías es considerarte culpable por el hecho de no tener experiencia.

Te recomendamos siempre que te discutan o no la culpa, o incluso si ya te han dicho que la responsabilidad es tuya, no hagas caso de lo que dice la aseguradora hasta asesorarte con abogados especialistas en accidentes de tráfico.

Recuerda, además, que siempre puedes utilizar los beneficios de la cobertura por defensa jurídica para tener un abogado de accidentes gratis que te ayude a reclamar con garantías.

Una vez puedas acreditar que la responsabilidad no es tuya, tendrás que demostrar la entidad de tus perjuicios para que te indemnicen por todos ellos.

Según como hayan sido tus lesiones y daños podrás reclamar:

Daños materiales (reparación del vehículo o pago del siniestro).

Daños personales: son las lesiones, que incluyen tiempo de curación, secuelas y resto de factores de corrección incluidos en el Baremo de Tráfico.

Perjuicio patrimonial: puedes reclamar tanto el lucro cesante (pérdidas económicas ocasionadas por el accidente) como el daño emergente (gastos y pagos que has tenido que hacer derivados del siniestro).

Recuerda siempre que cualquier compañía de seguros va a intentar pagarte lo menos posible en tu indemnización.

Como tú no conoces el Baremo ni sabes qué puedes reclamar o cómo calcular tu indemnización por accidente de tráfico, es imprescindible que busques ayuda legal, y más si eres conductor novel.

¿Qué pasa cuando eres el culpable de un accidente como conductor novel?

Conductor novel de moto
Conductor novel de moto

Lo peor que te puede pasar es tener la culpa de un accidente de circulación siendo novel.

Ya sabes que las compañías tienden a responsabilizarte por tu falta de experiencia, y la cosa se complica si la culpa es clara y has provocado lesiones y daños a terceras personas.

En estos casos las aseguradoras van a revisar a fondo la póliza de seguro contratada, y pueden poner pegas para cubrir la responsabilidad civil sobre todo si no estás incluido dentro de la póliza, algo que algunas compañías exigen en estos siniestros.

En caso contrario te podrías encontrar con que la aseguradora decida hacerse cargo de los daños causados a terceros, pero no de los tuyos (menos en casos de pólizas a todo riesgo donde figuras incluido).

Resumiendo, habrá que valorar caso por caso en función de tu edad, los años de carnet, el tipo de seguro y las condiciones estipuladas en la póliza.

Es muy importante que leas bien la póliza de seguro contratada antes de firmar, porque algunas aseguradoras se aprovechan del conductor novel para meter cláusulas abusivas que puedes pasar por alto sin darte cuenta.

Una de ellas es el famoso “derecho de repetición”, que aplicaban algunas compañías a conductores menores de 26 años o con menos de dos años de carnet.

Lo que hacían las compañías si tenías un siniestro en estos casos siendo culpable era pagar las indemnizaciones a los terceros perjudicados, y luego reclamártelas a ti.

Este tipo de cláusulas fueron declaradas nulas por sentencia del TS en noviembre de 2014, por lo que ninguna compañía te puede reclamar ejerciendo el derecho de repetición por tener menos de 26 años o no superar los dos años de carnet.

A esta regla general se le aplican dos excepciones:

➡️Que circules sin carnet.

➡️Que des positivo en alcoholemia, en cuyo caso tendrás que pagar las indemnizaciones a las víctimas del accidente que hayas provocado porque la aseguradora ejercerá el derecho de repetición.

¿Te queda alguna pregunta?

Si has tenido un accidente de tráfico como conductor novel no esperes para asesorarte y saber qué derechos te asisten.

En Demanda tu Lesión podemos ayudarte incluso si la aseguradora te considera culpable, porque es posible que no sea así y tengas derecho a reclamar.

Cuéntanos aquí tu accidente y te resolvemos todas las dudas en una consulta sin compromiso.